Independencia en el crecimiento

 

La sensación del cuero rugoso

Bajo mis manos,

Se acentúa por mi sentido floreciente de la libertad.

 

El olor de pinos aplastados

Impregna el aire,

Un presagio de las nuevas oportunidades por venir.

 

La vista de extensiones perpetuas

De carreteras asfaltadas complementa

El rojo deslumbrante, el verde radiante, y el amarillo evanescente

De los semáforos.

 

Aún la cantidad voluminosa de

Preocupaciones de seguridad
Inherentes a la conducción

No pueden malograr

La cacofonía de

Bocinas de alta frecuencia tocando y motores resoplando

Que es como música para mis oídos.

 

La promesa de la independencia

Deja un sabor meloso en mi lengua,

Y me impulsa a la acción.

Respondo de buena gana

Con un toque benigno del acelerador—

Mi carrera de conducción ha comenzado oficialmente.

 

Para la mayoría,

La  conducción representa

Un paso de menor importancia

En este mundo vasto y complejo.

Pero en realidad,

La conducción significa

Una gran zancada hacia la libertad

Para el adolescente.

 

De una manera similar a la conducción,

El crecimiento y la independencia

De la generación joven

Se yuxtaponen con la creciente vorágine

De las responsabilidades y las cargas.

La dualidad complicada

De los pros y los contras de la libertad

Pesa sobre mi conciencia en una forma opresiva

De la misma manera que los fracasos

Pesan en mi mente y reprimen mi confianza.

 

Sin embargo, sin la autonomía individual,

Otros elementos esenciales de la vida,

Como la integridad y la determinación,

No tienen la oportunidad

De manifestarse y desarrollarse.

 

Al igual que un árbol se marchita sin luz solar y sin agua,

Yo, como un ser humano,

No puedo vivir por mi cuenta—

Por lo tanto,

La única forma verdadera de prosperar

Se encuentra en la mezcla prudente

De la independencia y la interdependencia.

 

Jonathan Yu, BK '16